sabato 2 gennaio 2016

Para que cada día falte menos lo que falta: por un 2016 de fortaleza, lucha y resistencia


Terminamos un año. Cada vez la situación social continúa en descomposición con el terror del crimen organizado en complicidad con los órganos de gobierno; las detenciones-desapariciones; los asesinatos; los feminicidios; los asaltos; la violencia diaria; la destrucción deliberada de ecosistemas; con el espectáculo de la política institucional y sus dimes y diretes, con sus oportunismos y sus descaros, con la población como capital político desechable, para alcanzar puestos de “representación” ciudadana, la exclusión cada vez más clara y absoluta de la población ante decisiones que afectan sus vidas, sus territorios, sus ámbitos de subsistencia; la situación económica con el alto nivel de desempleo que existe en el país, el aumento de precios de alimentos, medicinas y combustibles, y la caída del nivel adquisitivo que muestran un salario cada vez más insuficiente para sobrevivir; la represión ha aumentado con el uso abierto del ejército y la marina contra las movilizaciones sociales y en la misma vida civil (con patrullajes, retenes, convoyes, allanamientos) que muestra prácticamente que vivimos en un estado militarizado; la prisión política es más descarada, la impunidad de los crímenes de Estado es un verdadero insulto. Cada integrante de esta Red, desde sus entornos y cotidianidades lo sabe, lo vive y lo resiste, así como todos aquellas y aquellos que luchan,

Sabemos que 2016 no será fácil, sin embargo, también creemos que con organización y constancia podemos resistir, sin mirar hacia arriba, sin mirar hacia las estructuras del poder, sin sus partidos electoreros, sus migajas y limosnas, sino con la construcción de nuestros espacios, de nuestras libertades y con nuestras luchas. Y así vivir alegrías, gracias al esfuerzo de tantas y tantos, como los las que tuvimos este 2015 con la libertad de Mario Luna y Fernando Jiménez, presos yaquis, así como la libertad de Cemeí Verdía, por ejemplo; y como Red crear espacios como los encuentros solidarios por los nuestros presos y nuestras presas, que fortalecen la lucha para lograr su libertad.

Así pues, para este 2016 van nuestras enhorabuenas para todos quienes se han decido resistir, quienes continúan construyendo un mundo desde abajo, lejos de cámaras y reflectores y de los calendarios impuestos desde arriba; nuestras enhorabuenas por los triunfos y alegrías que lograremos, a pesar de los pesares de los de arriba, porque, retomando la metáfora zapatista, ahí estaremos agrietando el muro; hiriendo la Hidra, la cual no será vencida sólo por un héroe o un mesías – ni el mismo Heracles solo logró vencer a la Hidra de Lerna – sino de manera colectiva, desde nuestras diversidades y formas.

Construyamos la Sexta como herramienta de liberación nuestra, como vecinos, como barrio, campesinos, trabajadores, indígenas, como los de abajo; construyamos la Sexta como herramienta contra el capital, al lado del EZLN, de su organización, proyecto y ejemplo moral y político, ante la podredumbre del sistema. Desde la Red Contra la Represión y por la Solidaridad que somos, les mandamos un abrazo, un año en que cumplamos con nuestras luchas, les deseamos rebeldía, resistencia y libertad.

Contra el despojo y la represión:

la solidaridad


Red Contra la Represión y por la Solidaridad

Nessun commento: