giovedì 29 novembre 2012

Muere líder ecologista Juventina Villa en un ataque; se preparaba para dejar La Laguna


En el enfrentamiento entre policías y civiles, murió uno de los hijos de la dirigente

Muere líder ecologista Juventina Villa en un ataque; se preparaba para dejar La Laguna

CORRESPONSALÍA Y
 CITLAL GILES SÁNCHEZ ( )
En un enfrentamiento entre civiles armados y policías estatales en la comunidad de la Laguna, en la parte alta de la sierra de Coyuca de Catalán, resultó muerta la líder ecologista Juventina Villa Mojica y uno de sus hijos, Reynaldo Santana Villa, quien era menor de edad.
De acuerdo con fuentes oficiales, este miércoles al mediodía, cuando se disponían a dejar la comunidad junto con otras personas resguardadas por policías del estado, fueron atacadas a tiros por hombres fuertemente armados.
Apenas el martes, el coordinador de la Red Guerrerense de Organismos Civiles de Derechos Humanos (Redgroac), Manuel Olivares, había denunciado que debido a la violencia 43 familias de tres comunidades serranas de Coyuca de Catalán serían reubicadas en Puerto las Ollas, donde el año pasado se refugiaron por la misma causa.
El 11 de noviembre, Villa Mojica denunció que sus sobrinos Celso y Fortino Méndez Segura, cuando se trasladaban en una cuatrimoto y pasaban por el punto conocido como Ceiba María, fueron emboscados por varios individuos, muriendo en forma instantánea.
Responsabilizó de lo ocurrido a la gente que vive en la comunidad de Los Ciruelos, debido a que ahí se estableció un grupo de gente armada que encabeza Marcelo Benítez Núñez, quienes gozan de la protección del Ejército Mexicano.
El presidente municipal de Coyuca de Catalán, Rey Hilario Serrano, lamentó los hechos ocurridos en la Laguna, donde murió la líder ecologista y uno de sus hijos. Dijo que su gobierno está listo para cualquier contingencia que se necesite en dado caso que haya un éxodo de familias.
Ya habían acabado casi con toda su familia
Desde 2008 y 2009, segun denuncias de los pobladores, ya había irrupciones de militares en la Laguna en busca de Rubén Santana Alonso, a quien acusaban de tener un grupo de encapuchados y lo pretendían relacionar con hechos violentos ocurridos en la región.
Santana fue asesinado el 16 de febrero de 2011 cuando regresaba a su casa. Más tarde, el 17 de abril desconocidos asesinaron a su hijo Sergio Santana Villa y a sus compañeros Martín Casarín Arroyo y Gilberto Islas, lo cual fue uno de los factores que alentó el desplazamiento de los habitantes hacia Puerto las Ollas.
De acuerdo con la líder del grupo y viuda de Rubén Santana, Juventina Villa Mojica, al dejar La Laguna su hija Leticia, quien estaba embarazada, permaneció en el lugar con su familia pues dijeron que ellos no debían nada y no tenían nada que temer; sin embargo, hombres armados asesinaron a su esposo Jorge Delgado Salgado porque se negó a dejar el lugar.
En octubre, Leticia Santana Villa fue amenazada por hombres armados, quienes le dijeron que permitirían que tuviera a su bebé y le darían 40 días para que dejara el lugar o la quemarían con todo y casa; luego la mujer estuvo ocho días con trabajo de parto y su bebé murió al nacer.
La más reciente de las muertes fue la de Enrique Rodríguez Santana, el 3 de septiembre en el poblado El Pescado; él fue primo de Rubén Santana Alonso, por lo que familiares no descartan que su muerte esté relacionada.
En 2005 ya había sido asesinado otro hijo de Rubén y Juventina, Jesús Santana Villa; en 2007 personas desconocidas quemaron parte del bosque y en el incendio murieron dos jóvenes; también fue asesinado el comisario de Los Huajes, Irene García Ávila.
No es la primer dirigente ecologista asesinada
Juventina Villa Mojica no es la primera dirigente asesinada en la parte alta de Coyuca de Catalán.
En diciembre de 2011, fue asesinado Ascencio Villa Santana, cuando se dirigía a la comunidad de La Laguna. En febrero del año pasado, desconocidos armados con fusiles AK-47 mataron a tiros a Rubén Santana Alonso, esposo de Juventina Villa.
En abril, Javier Torres Cruz, dirigente de la Organización de Campesinos Ecologistas de la Sierra de Petatlán, murió en una emboscada en La Morena.
Asesinato de la activista, un mensaje macabro: Tadeco
En Chilpancingo, el coordinador del Taller de Desarrollo Comunitario (Tadeco), Javier Monroy Hernández, lamentó el asesinato de Juventina Villa Mojica y su hijo Reynaldo Santana Villa.
El activista indicó que este doble homicidio es “una terrible señal” para los habitantes de la sierra, quienes apenas este día serían refugiados en la comunidad Puerto las Ollas, debido a la inseguridad que viven en La Laguna.
“Es un mensaje macabro que se suma a la criminalización, la indolencia y el contubernio de algunas autoridades con los grupos radicales de la llamada delincuencia organizada (…) proteger a la gente de los pueblos, los recursos naturales, dar seguridad y justicia no está en los planes de los malos gobernantes quienes están más comprometidos con la delincuencia”, manifestó.
Tras estos hechos, Monroy Hernández dijo que está pendiente el traslado de mujeres y niños que quedaron en La Laguna y exigió a las autoridades a erradicar a los grupos de la delincuencia, y recompongan el tejido social de los poblados de la sierra.
Juventina Villa había externado en diversas ocasiones su temor a ser asesinada por personas de la comunidad de Los Ciruelos, por lo que demandó a las autoridades estatales brindarles medidas cautelares.
http://www.lajornadaguerrero.com.mx/2012/11/29/index.php?section=sociedad&article=006n1soc

Nessun commento: