mercoledì 22 agosto 2012

Sindicalizados de la alcaldía mantienen sus protestas por la falta de su sueldo


Exigen a la administración liquidar las deudas con el Issste, Issspeg y otras cuotas

Sindicalizados de la alcaldía mantienen sus protestas por la falta de su sueldo

HÉCTOR BRISEÑO
Trabajadores municipales pertenecientes a las secciones 19, 35, 24 y 56 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (Suspeg) mantienen sus protestas en diferentes áreas del ayuntamiento para exigir el cumplimiento de diversas obligaciones laborales, referentes a aportaciones descontadas al personal que no han sido pagadas a organismos sindicales y empresas privadas.
En las instalaciones DIF, en la colonia Hogar Moderno, en la zona poniente de la ciudad, unos 100 trabajadores mantienen tomadas las oficinas centrales de la dependencia desde el jueves pasado por la mañana, para exigir que la alcaldía solvente sus pasivos con el Instituto de Seguridad Social de los Servidores Públicos del Estado de Guerrero (Issspeg) y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), a las que adueda aproximadamente 25 millones de pesos.
Los inconformes portaban cartulinas y lanzaron consignas contra la administración municipal durante toda la mañana del lunes.
Empleados que se negaron a dar sus nombres por temor a ser despedidos, manifestaron que “exigimos que se paguen las aportaciones hechas al Issspeg, al Issste y al Suspeg; a nosostros nos hacen el descuento vía nómina de manera puntual, son cuotas para nuestra jubilación, nos descontaron dos años cada quincena y esta administración no ha hecho el pago correspondiente a los institutos”.
También existe molestia entre la base trabajadora del DIF porque hasta este lunes no les habían pagado su quincena del 15 de agosto, además no han recibido el bono del regreso a clases, equivalente a 500 pesos por trabajador, por lo que existe el temor de que no les paguen el bono del Día del Burócrata, equivalente a mil 900 pesos, que debe ser entregado a finales de agosto.
En el DIF municipal laboran 300 personas, de las cuales 161 están sindicalizadas, quienes advirtieron que el ayuntamiento adeuda específicamente un millón 600 mil pesos al Issste y 3 millones de pesos al Issspeg.
Los inconformes exigieron que la alcaldía pague a las empresas prestamistas como Credimás y Paguitos, pues debido a que el ayuntamiento no ha abonado los descuentos a los trabajadores, muchos de ellos, incluidos policías, han sido ingresados al Buró de Crédito.
De igual forma, unos 50 trabajadores de la Dirección de Conservación y Mantenimiento se mantienen en paro en los accesos de la dependencia, también en la colonia Hogar Moderno, para exigir la reinstalación de siete de sus compañeros, prometida desde hace seis meses, además de pedir que el ayuntamiento pague a las empresas prestamistas, pues debido a la falta de pago, muchos trabajadores no pueden ejercer o solicitar préstamos u otro tipo de créditos de beneficio social.

Nessun commento: