venerdì 8 giugno 2012

A un año de la desaparición de López Ortiz, familiares exigen agilizar la investigación

“Presiento que lo tienen vivo”, dice el padre del periodista

A un año de la desaparición de López Ortiz, familiares exigen agilizar la investigación

HÉCTOR BRISEÑO
Un año después de la desaparición del jefe de Información del periódico Novedades Acapulco, Marco Antonio López Ortiz, nada se sabe de su paradero.
De acuerdo con la averiguación previa TAB/SC/05/0200/2011, el periodista desapareció la noche del 7 de junio de 2011, al salir del bar Los Dos Árbolitos, en la calle La Noria del centro de la ciudad, donde fue privado de su libertad por un grupo de hombres desconocidos.
Este jueves López Ortiz fue recordado con un homenaje en la plaza de la Libertad de Expresión, ante el monumento a Juan R. Escudero, y una misa en la iglesia del Carmen, donde familiares y amigos exigieron a las autoridades que agilicen la investigación y ofrezcan respuestas precisas.
Su padre, Antonio López Silva, expresó que a raíz de los hechos sucedidos el 12 de diciembre en la autopista del Sol, en que perdieron la vida dos estudiantes de la escuela normal rural de Ayotzinapa, la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) interrumpió la investigación.
Manifestó: “Pedimos a las autoridades que ya tomen cartas en el asunto, se han olvidado desde que hubo el problema de los estudiantes, les pedimos que ya trabajen sobre la investigación que ya iniciaron; nadie da información de nada, ha sido un año terrible, es mucha la incertidumbre saber si está vivo, no sabes en qué momento te van a avisar”.
Agregó que “ya es un año que no se sabe nada de mi hijo; el ex procurador Alberto López Rosas era el único que se estaba preocupando, pero dejó el cargo”.
Indicó que fue una coincidencia que la desparición de su hijo ocurriera en pleno Día de la Libertad de Expresión y reprochó que la autoridad no garantiza la protección de los periodistas.
Señaló que “vemos que todos los comunicadores están en un grave peligro, si sale usted ahora no sabe si en media cuadra lo van a parar o lo van a subir, el periodismo está abandondado por las autoridades”.
Adelantó que buscará entrevistarse con las nueva encargada de la PGJE, Martha Elba Garzón Bernal, y mencionó que “presiento que lo tienen vivo, espero que me lo entreguen pronto”.
El sacerdote Juan Carlos Flores Rivas, quien ofició la misa en la iglesia del Carmen, en el barrio del Hueso, manifestó que son “tiempos difíciles para todos, pero más para quienes estan en contacto con la gente y ejercen el oficio de informar”.
http://www.lajornadaguerrero.com.mx/2012/06/08/index.php?section=sociedad&article=005n2soc

Nessun commento: