giovedì 17 novembre 2011

Consorcio Oaxaca denuncia el allanamiento y robo a sus oficinas

4 de noviembre de 2011

Todo indica que buscaban información sobre el trabajo que la organización realiza.

Exigen al gobierno estatal garantías para realizar su labor en favor de los derechos humanos de las mujeres.

Refrenda su compromiso para seguir desarrollando su labor, pese a la intimidación de que fueron objeto.

El día de ayer 3 de noviembre de 2011 a las 7:45 am integrantes de Consorcio para el Diálogo Parlamentario y la Equidad Oaxaca A.C. llegamos a nuestras oficinas y constatamos de que éstas habían sido allanadas, encontrando en las distintas áreas de trabajo papeles revueltos y la falta de diversos objetos: dos computadoras laptop, una asignada a la coordinación general y otra al programa de enlace comunitario; cuatro memorias USB con información, dos mini grabadoras con cintas que contenían entrevistas a mujeres, dos teléfonos celulares, así como los dos juegos de llaves de la camioneta de la organización. Las computadoras robadas contienen información histórica del trabajo de la organización, de sus proyectos, de las poblaciones con las que desarrolla su labor, así como de la situación legal y fiscal de Consorcio.

Cabe mencionar que aunque habían otros objetos de mucho más valor como un cañón para proyección, impresoras o monitores planos, teléfonos fijos, éstos no fueron robados, sino solo aquellos que claramente contenían información. Asimismo en una de las oficinas nos encontramos el seguimiento hemerográfico de feminicidios 2011 abierto, encima de una impresora que estaba encendida.

Ante tales hechos ayer mismo a las 9:15 hrs. fue iniciada la Averiguación Previa 1645/H.C./2011, hasta el momento se han desahogado las pruebas de inspección ocular, la de planimetría, fotografía y dactiloscopia.

Todas las integrantes de Consorcio Oaxaca repudiamos estos actos que consideramos una agresión al trabajo que realiza nuestra organización. Ya desde hace algunos meses hemos tenido algunos incidentes, como llamadas telefónicas preguntando por ejemplo: ¿aquí vive Rosita Alvirez? -en alusión a aquella canción donde una mujer es asesinada de tres tiros por negarse a bailar con un hombre-; en otras dos ocasiones integrantes de la organización fueron seguidas por motociclistas u hombre en bicicleta luego de actos públicos relacionados con la denuncia del feminicidio o la campaña de aborto por violación.

Resulta preocupante y lamentable que frente a la ola de violencia feminicida, los 80 asesinatos de mujeres, que el gobierno estatal tampoco esté generando las condiciones de seguridad, respeto y protección a la labor que realizamos las defensoras de derechos humanos desde las organizaciones y ámbitos en los que participamos. Si este gobierno pretende un cambio real hacia la transición democrática, uno de los aspectos centrales es la garantía para realizar el trabajo que las organizaciones civiles y sus defensoras y defensores aportan al conjunto de la sociedad.

Nuestra organización surgida en Oaxaca desde el 2003 forma parte del movimiento feminista y social que trabaja en la defensa de los derechos humanos, en particular de las mujeres; genera propuestas e interlocución desde la ciudadanía con los tomadores de decisión, a fin de avanzar en la democratización de las leyes y las políticas. Hemos denunciado en múltiples ocasiones violaciones a los derechos humanos de mujeres, grupos y personas con las que desarrollamos nuestro trabajo en la ciudad y en la región mixe donde tenemos presencia también. Participamos activamente en redes locales, nacionales e internacionales, cabe destacar que justo días antes de estos hechos integrantes de Consorcio presentaron sendos informes sobre la situación de riesgo y vulnerabilidad en que se encuentran las defensoras en la Región Mesoamericana ante instancias de derechos humanos como la CIDH y con diversas relatoras/es de Naciones Unidas.

Es muy claro e mensaje de intimidación y hostigamiento en contra de la labor que realizamos las defensoras de Derechos Humanos, ya que a este hecho se suma la agresión que sufrieran en días pasadas nuestras compañeras Bettina Cruz Velásquez y Maribel González (21 de octubre del 2011), por su lucha de resistencia en contra de los megaproyectos.

Estamos convencidas de que la labor que desarrollamos las defensoras, defensores y organizaciones civiles, es necesaria y fortalece la opinión y el polo ciudadano crítico que toda sociedad requiere.

En virtud de lo anterior:

Ø Exigimos que se realicen todas las investigaciones necesarias para esclarecer los hechos denunciados hoy y que agravian el trabajo de Consorcio Oaxaca y a sus integrantes.

Ø Demandamos al gobierno de Gabino Cué garantías de seguridad para que nuestra organización y sus integrantes desarrollemos nuestro trabajo sin presiones, intimidaciones o actos que pretendan menoscabarlo.

Ø Que se generen las garantías para que tanto defensoras como defensores de derechos humanos podemos llevar a cabo nuestra labor, como exigencia irrenunciable frente a un gobierno de alternancia.

Oaxaca de Juárez, Oaxaca 4 de noviembre 2011

CONSORCIO PARA EL DIÁLOGO PARLAMENTARIO Y LA EQUIDAD OAXACA A.C.

Nessun commento: